Desmontando algunos mitos sobre la alimentación que has oído, te lo ha dicho tu madre, tu abuela, o lo has leído por ahí

Desmontando 20 mitos sobre algunas cosas que creemos sobre la alimentación y que no son lo que parecen

Seguro que lo has oído, te lo ha dicho tu madre, o tu abuela, o lo has leído por ahí.

Algunos han ido pasando de generación en generación y los tenemos como ciertos, pero, ¿lo son?

 

  1. Beber agua en las comidas engorda
  2. El pan engorda
  3. La fruta como postre engorda
  4. Las frutas ácidas adelgazan
  5. La fruta madura engorda más que sin madurar
  6. El zumo pierde propiedades pasadas unas horas
  7. Lo light adelgaza
  8. Las monodietas adelgazan
  9. Hay que complementar la dieta con suplementos vitamínicos
  10. Las vitaminas no engordan
  11. Los lácteos son sólo para los niños
  12. Los productos integrales adelgazan
  13. Saltarse una comida adelgaza
  14. Los alimentos ricos en hidratos de carbono están prohibidos para los diabéticos
  15. Si se tiene falta de hierro hay que tomar muchas lentejas
  16. No tomar huevos por miedo al colesterol
  17. El azúcar moreno es mejor que el blanco
  18. Los vegetales congelados pierden las propiedades
  19. La mantequilla es más saludable que la margarina
  20. Hay alimentos buenos y malos

Bien pues vamos….

1. Beber agua en las comidas engorda

Imagen de Open Comunicación.

“Beber agua con las comidas principales comidas favorece la absorción y disolución de nutrientes y activa las enzimas esenciales para suministrar la energía necesaria para el buen funcionamiento del organismo”, según Jesús Román, secretario del comité científico del Instituto de Investigación de Agua y Salud y profesor de Nutrición Humana y Dietética en la Universidad Complutense de Madrid.

  • El agua no aporta calorías, por lo que no engorda.
  • El agua es un principio básico de nuestra dieta, de consumo imprescindible para nuestra hidratación.
  • Hay enfermedades en las que se retiene agua y ello se traduce en una ganancia de peso, pero se debe a un acumulo de agua no a un engorde real.

El agua es un alimento acalórico, es decir, sus nutrientes no proporcionan energía. Por lo tanto no engorda si se toma antes, durante o después de las comidas.

Beber agua antes de las comidas puede producir sensación de saciedad, por lo que se recomienda en dietas de adelgazamiento. Tampoco tiene el poder de quemar calorías, es decir, no por beber más cantidad de agua se adelgaza.
• •Es importante consumir una cantidad adecuada de agua, entre 1,5 y 2 litros diarios ya que el 60% de nuestro peso corporal es agua.

Tampoco es cierto que provoque retención de líquidos, sino todo lo contrario, estimula el funcionamiento de los riñones y contribuye a un buen equilibrio hídrico. De hecho, la ingesta de agua durante las comidas puede reforzar los efectos de una dieta de adelgazamiento ya que si uno bebe agua puede hacer que coma menos porque se llena el estómago y provoca que se sacie antes. Y entonces, ¿a qué se debe esta creencia?. Hay teorías sobre la dilución de los ácidos del estómago, lo cual podría interferir en la digestión de los macronutrientes, pero la realidad es que el agua no diluye los jugos gástricos como para interferir en la digestión, habría que beber mucha agua para que esto sucediese. Por tanto, se puede decir que siempre es recomendable beber agua a cualquier hora del día, pero como todo, de una forma pausada y relajada. Seguir Leyendo